Bacteria de la nariz podria salvar a millones de personas del MRSA

La ciencia no deja de sorprendernos a medida que pasa el tiempo, cada día los científicos se esfuerzan en investigar nuevas teorías, formulas y antídotos que puedan beneficiar al hombre, irónicamente a veces las curas para ciertas epidemias o enfermedades se pueden encontrar debajo de nuestras propias narices, y en el caso de este artículo se aplica muy literalmente ya que resulta que una universidad de Alemania han identificado una curiosa bacteria que habita dentro de la nariz del ser humano y la cual es capaz de producir un antibiótico que es perfecto contra el Staphylococcus aureus el cual también es conocido como la súper bacteria MRSA.

La bacteria antes mencionada es la causante de la muerte de más de 20.000 personas en al año y afecta a unas 50.000 en todo el mundo. El nuevo antibiótico recibe el nombre de lugdunin y según los experimentos realizados en 10 ratones son eficaz contra las infecciones de la piel además fue probado en el interior de la nariz de una cantidad total de 200 pacientes, dando como resultado positivo.

Andreas Peschel, quien se desempeña como bacteriólogo de la universidad de Tubinga declaro lo siguiente: “Estamos encantados de haber descubierto este nuevo compuesto, ya que es una nueva clase de antibiótico y no sólo una nueva molécula”. La nueva batería tiene buenas propiedades antibacterianas que hace frente a muchas bacterias potentes siendo la más destacable la MRSA. El único inconveniente que se ha reportado hasta los momentos es el hecho de que estas bacterias que habitan la nariz pueden causar infecciones invasivas en los pacientes y que los antibióticos actualmente conocidos no son posible combatirlos sin embargo ya los especialistas están trabajando arduamente en la búsqueda de una solución favorable.

Lo cierto del caso es que gracias a esta bacteria que se genera en un lugar inesperado del cuerpo humano, se podrán salvar la vida de millones de personas anualmente gracias a este antibiótico y el avance de la ciencia.

loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *